Crezcamos le apuesta al progreso de las familias emprendedoras del Meta

Inauguración oficina de Crezcamos en el Meta

Crezcamos abre tres nuevas oficinas en el departamento del Meta para ampliar su participación en la ruta del Ariari y el piedemonte llanero, por medio de la oferta de acceso y calidad en servicios financieros a las poblaciones de bajos ingresos. El objetivo de esta nueva incursión es contribuir a la mejora de la calidad de vida de sus pobladores, impulsando sus ideas de emprendimiento comercial y agropecuario en un contexto del posconflicto.


Bucaramanga, 27 de agosto de 2018. Crezcamos inauguró tres nuevas oficinas en Villavicencio, Acacías y Granada con las que busca ofrecer soluciones de inclusión financiera, a la medida de las necesidades de esta población, a partir del entendimiento de sus actividades productivas. Las nuevas sucursales se suman al trabajo que desde hace un año realiza la entidad en los municipios de Puerto López y Puerto Gaitán, donde Crezcamos también tiene presencia.

 

Mediante las tres nuevas oficinas, también se dará cobertura en servicios para quienes habiten en los municipios de la ruta del piedemonte: Restrepo y Cumarral, y para aquellos que se encuentren en la ruta del Ariari o embrujo llanero: Cubarral, San Carlos de Guaroa, Castilla la Nueva, El Castillo, San Martín, Fuente de Oro y San Juan de Arama.

 

Crezcamos es una entidad microfinanciera de origen santandereano que, durante una década, ha desarrollado un modelo de oferta de acceso y calidad a servicios financieros. La premisa de la entidad es entregar estos servicios basados en la confianza de lo que puede hacer la gente y no en lo que la gente tiene como patrimonio; de esta forma sus clientes pueden desarrollar fuentes de ingreso a partir de la mejora de su negocio, finca o cultivo, al igual que de su vivienda y también pueden acceder a soluciones de protección integral como seguros.

“Crezcamos se ha enfocado en llevar servicios financieros que sirvan para que familias de bajos ingresos reduzcan la pobreza y tengan una mejor calidad de vida en el futuro. Basados en la confianza por el otro, facilitamos a nuestros clientes –que son quienes regularmente tienen menos opciones de ingresar al mundo financiero- el acceso a un capital rápido y fácil para que puedan mejorar la productividad de su finca, para poder ampliar su cultivo, para mejorar su casa, para hacer crecer su negocio. Ese tipo de iniciativas son las que Crezcamos financia, principalmente en zonas rurales, porque nos ocupa la inclusión financiera”, explica Mauricio Osorio Sánchez, presidente corporativo y fundador de la compañía.

Aunque las nuevas oficinas abrieron sus puertas al público en junio pasado, los actos inaugurales de estas nuevas oficinas se realizaron en Granada y Acacías el pasado 29 de agosto y en Villavicencio, el jueves 30.

Actualmente, Crezcamos cuenta con más de 75 oficinas con las que llega a 306 municipios en 12 departamentos de Colombia, en donde se han atendido a más de 300.000 familias emprendedoras y se han entregado más de un millón de servicios financieros para cambiar realidades y contribuir al progreso económico.

“Nuestra metodología basada en la confianza consiste en creer en el proyecto productivo de la gente, en que puede salir adelante, en que tiene una oportunidad de desarrollarse económicamente y creer en que tiene un plan de inversión valioso. Más que un crédito, otorgamos la confianza para que la persona siga adelante; por lo tanto, nos enfocamos en entender ese desarrollo productivo, ese negocio, esa pequeña parcela, esa unidad productiva. Valoramos cómo puede generar ingresos en el futuro esa capacidad microemprendedora, que tiene la familia rural para pagar el servicio que le estamos dando, basados en ello otorgamos miles de créditos a nivel nacional”, explica Osorio Sánchez.

Para el caso concreto de Granada y Acacías, estas oficinas son abiertas en alianza con la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional, USAID, a través de su Iniciativa de Finanzas Rurales, que busca mejorar la inclusión financiera de poblaciones vulnerables en zonas de conflicto para promover la oferta de servicios financieros adaptados a las necesidades de los productores rurales, así como  a micro, pequeños y medianos empresarios.

Volver arriba